Cuando hay mucho que contar detrás de una marca

Considerando que Oso viene a ser un ejemplo valioso del poder del storytelling, incluso cuando se encuentra detrás de ello una marca. Fue presentado por primera vez en la 68 edición del Festival de San Sebastián durante el mes de septiembre pasado, estrenandose en 90 países y en 11 idiomas para el mes de noviembre siguiente por medio de Amazon Prime Video, un documental donde se narran los 100 años de historia que ha vivido la joyería española Tous.

Más allá de que se trate de una producción de The Mediapro Studio encargada por la misma joyería española Tous a fin de que fuese parte de la celebración de su centenario, este documental se trata de una apuesta ante todo por contar de la mejor manera una historia y con ello reflejar las luces y las sombras de la compañía.

En tal sentido, y aunque el documental podría ser mostrado como si se tratase de una asignatura en la universidad y de cómo hacer un branded content de la mejor forma posible, su directora, Amanda Sans Pantling, y Rosa Tous, quien es la vicepresidenta de Tous, se inclinaron por alejar la obra de la palabra branded content.

La imagen muestra el cartel del documental Oso sobre Tous, con el icono del oso Tous como elemento central representativo de las Joyas Tous.
Cartel del documental Oso sobre la marca Tous, con su icónica imagen: el oso Tous.

De esta forma lo explicó Sans Pantling: «Como autora, se me ponen los pelos de punta con el branded. Porque todo el esfuerzo está hecho en hacer un guión de largometraje, una película documental auténtica y honesta. Obviamente hay una marca detrás, pero es una marca con una buena historia». Así mismo señalo: «No es un branded content.

Es un largometraje documental. Nunca tuve una instrucción de que tiene que salir una joya aquí o esto allá. Tuve la oportunidad de plantear la película como a mí me parecía. La propuesta original era diferente y se me dio la libertad de cambiarla.

He procurado huir del branded content precisamente porque el espectador no es tonto, sabe perfectamente cuando le vas a intentar colar un producto. Y aquí la idea era contar una buena historia y una buena historia siempre tiene conflicto y los Tous siempre han tenido conflicto, ya sea con el Oso, con el boicot, con su propia familia…».

Buscando la máxima calidad, Tous decidió presentarse de esta manera: «100 años de historia no se celebran si no se hacen las cosas con mucha transparencia y mucha honestidad. Estamos entrando además en una década en la que la transparencia tiene que ser una bandera. Por eso nos parecía que teníamos que hacer una pieza muy honesta», comentó la vicepresidenta de Tous, Rosa Tous

Del mismo modo comenta que: «Al principio habíamos planteado otra idea, que también podía haber funcionado y que estaba relacionada con la relación que las personas tenemos con las joyas.

Pero cuando Amanda entra, nos conoce, empieza a investigar y nos planteó lo que terminó siendo el documental, nosotros confiamos plenamente en su intuición, en su manera de hacer. Nos parecía que el talento estaba ahí y a nosotros nos gusta siempre hacer las cosas bien», agregó.